CRITERIO


Todos tenemos nuestras limitaciones. Nadie es infalible. Pero cada persona puede (si quiere) adquirir un criterio propio. ¿Cómo? Aunque (yo) tampoco soy axiomático, escribiré sobre ello para ti: pensaré (o haré uso de mis facultades mentales), consideraré (o pensaré con detenimiento), reflexionaré (o examinaré atentamente todas las ideas cuyo conjunto interesa) y meditaré (o emplearé en este examen el uso de la imaginación).
―No te dejes influir: saca tus propias conclusiones.
―No te pronuncies a la ligera: estudia el tema con detenimiento.
―No examines el asunto con parcialidad: piensa en los demás.
―No te llenes de ti mismo/a: métete en la piel del otro (u otra).
―No dejes de aprender: cuanto más sepas, menos podrán influirte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tú comentario:

Últimos Comentarios